El director de fotografía de muchas de las mejores películas independientes de la pasada década según The New Yorker, Sean Price Williams, presentó su aclamada ópera prima The Sweet East en la Quincena de realizadores de Cannes. La fotografía de sus películas se caracteriza muy a menudo por una textura en 16 mm y una particular atención a la luz y la fluidez de la cámara (habitualmente en mano).

 

Williams ha captado la esencia del color a más de 60 películas, unos 50 cortos y 7 series desde 1999, y se ha convertido así en una de las figuras claves del cine independiente contemporáneo. Ha trabajado con directores tan indispensables del indie como Abel Ferrara, los hermanos Safdie, Alex Ross Perry o Nathan Silver.

 

The Sweet East ganó el premio del jurado y el de película revelación en la pasada edición del festival de Deauville. Este recorrido con forma de road movie sobre las contradicciones políticas de la sociedad norteamericana y la fragilidad que éstas provocan en el tejido social sitúa a Williams como una de las figuras más prometedoras e indispensables de la actualidad.

 

Además es director de fotografía de What Doesn’t Float y Funny Pages, que también forman parte de la programación del festival.

Sean Price Williams es el protagonista de la retrospectiva que organizamos este año con la Filmoteca de Catalunya.

 

Títulos de la retrospectiva

Thirst Street

The Sweet East

One Man Dies a Million Times

Her Smell

Good Time

Entre las olas